Con prohibición de funcionamiento quedaron dos residenciales de Mejillones

0
855

Fiscalización detectó graves deficiencias sanitarias e incumplimientos reiterados.

Una serie de incumplimientos a las normas sanitarias y protocolos COVID-19 detectó la Seremi de Salud de Antofagasta en dos residenciales de la comuna de Mejillones. Ambos recintos –que alojaban a trabajadores de la empresa Cobra- quedaron con prohibición de funcionamiento y se les inició un sumario sanitario.


Durante la fiscalización fueron visitadas siete residenciales –dos de las cuales contaban con prohibición de funcionamiento- donde se pudo constatar que ya no albergaban personas.


No obstante, otro establecimiento ubicado en calle Andalicán -que ya contaba con sumario sanitario- quedó con prohibición de funcionamiento por aún mantener a personas en interior sin las condiciones exigidas.


“Los trabajadores estaban alojados en medio material de construcción en distintos sectores de la propiedad. Había alimentos y sándwiches sin las condiciones de almacenamiento y se constataron las mismas deficiencias sanitarias que motivaron el sumario anterior, por cual quedó con prohibición de funcionamiento”, explicó la Seremi de Salud, Rossana Díaz Corro.


Asimismo, en otra residencia ubicada en calle Antonio Varas –la cual cuenta con autorización de hospedaje- se comprobaron deficientes condiciones sanitarias, habitabilidad y seguridad, por lo que también quedó con prohibición de funcionamiento.


Según el acta de fiscalización, en ese establecimiento había desorden generalizado, falta de aseo y personas que consumen alimentos (desayuno, almuerzo y cena) en su interior.


Además de extintores vencidos, los trabajadores cuentan con un comedor sin cierre perimetral de ventanas, la mesa se encuentra debajo de ropa colgada en los cordeles que cruzan de un pared a otra y alimentos sin condiciones de almacenamiento, detalla el acta.


En el lugar, se hospedaban 20 personas de las cuales ocho compartían dos baños y dos duchas.

Ver comentarios